jueves, 27 de diciembre de 2012

El homenaje pendiente a Diego de Siloe

Sea esta tierra especial para celebrar la grandeza de las personas que han hecho bien por ella, más en lo negativo que en lo positivo, pues sin más que mirar el callejero podemos notar la ausencia de eminencias en diferentes ciencias y artes nativos en Granada y que sin embargo reciben parco espacio para el reconocimiento en esta ciudad. Muchos los ejemplos que por el momento prefiero no mencionar ni enumerar por lo abultado de la cifra, pero que se irán desgranando en este espacio.

Además, otros que vinieron de fuera y que contribuyeron a engrandecer el nombre de la ciudad con su sabiduría y bien hacer han sufrido sin duda también del peculiar ostracismo granatensis tanto en el recuerdo como en el agradecimiento por sus valiosas obras.

Arcos del crucero de la iglesia de San Jerónimo

Uno de ellos sería en mi opinión el gran arquitecto y escultor Diego de Siloe (o Siloé), uno de los más eminentes arquitectos y escultores renacentistas que ha dado España, el cual desarrolló su actividad en Granada durante más de treinta años y como resultado de ello nos legó un cúmulo de joyas monumentales que hacen de esta una ciudad única desde el punto de vista artístico.

Desde que llega a Granada en 1528 hasta su muerte en 1563 realiza una labor amplia e intensa desde diferentes ámbitos artísticos, destacando sobremanera su faceta como arquitecto. Su toma de contacto comienza siendo la escultura, pero en poco tiempo estará a cargo de la continuación de la obra de la iglesia del monasterio de San Jerónimo y de la Catedral. Dos lugares que terminarán siendo paradigma del estilo renacentista español tanto por su calidad como por la técnica empleada que permiten adquirir una personalidad con respecto a lo italiano.

Puerta del Perdón de la Catedral

Pues bien, lo que quiero mencionar aquí es que imagino que en cualquier parte del mundo, cualquier ciudad o pueblo, se dedicarían espacios culturales, publicaciones literarias y espacios públicos (calles, plazas o esculturas) para recordar a tan insigne personaje que tanto ha legado a esta ciudad. Sin embargo Granada es diferente, dejamos que pase el tiempo y sean otros desde fuera los que engrandezcan su figura y obra.

Estos tiempos están marcados por la tecnología y la información en internet. Si hacemos una búsqueda del texto "Diego Siloe Granada" podremos comprobar cómo ninguna de las referencias iniciales tiene relación con algún trabajo realizado desde la ciudad y sus organismos con respecto al personaje. Más bien se encuentran los tres lugares públicos que se le han dedicado: una calle y plaza en lo más recóndito del Zaidín y un "pasaje" junto a la Catedral. En mi opinión, son inmerecidos e inadecuados para este eximio artista. Merecería mucho más que lo realizado, además de una actividad cultural que periódicamente (no superior a lo anual) le recuerde, que debería liderar la Universidad de Granada, aunque cualquier otra institución pública podría ocuparse de realizar el citado ejercicio. Quizá nunca pensamos en que la labor cultural de una ciudad como Granada debería ser de primer orden, algo más estructurada y bien diseñada que incluya este tipo de honores.




Queda por tanto aquí el llamamiento para quien pueda o quiera tomarlo, ofreciéndome como voluntario para ayudar en lo que sea necesario y esté dentro de mi capacidad. Además, invito a todo aquel lector o seguidor que muestre su opinión al respecto, pues cabe sin duda el error del autor, y del posible debate puedan surgir buenas ideas para poner en práctica.

En sucesivas entradas del blog intentaré desglosar los diferentes detalles que Diego Siloe trazó en diferentes lugares y monumentos de la ciudad, que no son pocos pues vasta fue su actividad para la ciudad. Espero no obstante poder conseguir que la participación en este espacio consiga engrandecer su figura, aportando todo el conocimiento que se pueda tener sobre él y sus obras, y conseguir que al menos su espacio en la memoria del granadino sea algo mayor que una estrecha y lúgubre calle.

Impropio lugar que "homenajea" a Diego de Siloe


Seguimos caminando...

3 comentarios:

Alberto Granados dijo...

Nuevo blog sobre temas granadinos: Granada recuerda sus cosas. Una mirada a las placas conmemorativas que aparecen en las fachadas de nuestras calles, en los vestíbulos y patios de edificios institucionales.

http://granadablogs.com/granadarecuerdasuscosas/

Saludos,

AG

Alberto Donaire dijo...

Magnífica iniciativa, Alberto.

Lo seguiré y haré aportaciones, sin duda. Gracias por compartirlo

Un saludo cordial

Flor del Mercado dijo...

Muy interesante el blog para aprender más sobre nuestra maravillosa ciudad. Lo seguimos y compartiremos contenidos en nuestros perfiles. Enhorabuena!!

Publicar un comentario en la entrada